Hasta un hipócrita tiene derecho a su propiedad

Archivado en: , , , 19 Comentarios

 

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=NoZl7qVqiLA[/youtube]

 

“Si una persona alega *no* creer en la inviolabilidad de los derechos de propiedad privada, ¿es aceptable robarle?”

NO. Sus ideas, correctas o no, no justifican el que *tú* puedas actuar en contra de una ley válida.

Dicho de otra forma: Tú no renuncias a tu propia filosofía sólo porque alguien sea un hipócrita (dices que es un hipócrita porque sigue teniendo su propiedad…)

Ese es su problema, no tu derecho.

(podcast de Leonard Peikoff)

 

Publicado por: junio 8, 2011 9:07 pm

19 Comentarios

19 Comentarios

19 respuesta a “Hasta un hipócrita tiene derecho a su propiedad”

  • Alberto says:

    Aún a riesgo de continuar un tema cerrado, me gustaría decir una última cosa:

    No creaste tu ropa (ni el vendedor sus átomos), pero no vas a ir desnudo. No creaste tu cuerpo, pero no vas a dejar que lo maltraten. No creaste tu comida (ni el vendedor sus átomos) pero nada te impedirá decir que es tuya y comerla.

    Y si las cosas son propiedad de su último creador, entregale tu cuerpo/vida/alma a su legítimo propietario: Dios.

  • Anónimo says:

    Respuesta a Alberto:

    ¿cómo *creaste* el aire?, ¿tienes algún documento que prueba que es tuyo?

    A G Truchuelo R:
    Ya mencionaste el derecho romano. Muy bien. Para ti puede ser el mejor, el más recomendable, el menos malo, etc., etc. pero no quiere decir que para todos sea así. Y lo mismo va para ideologías, religiones, colores, equipos deportivos, etc., etc.

    • Omingod says:

      Voy a cerrar el hilo de comentarios sobre el tema de tener que crear de la nada cualquier objeto para que se convierta en propiedad. Ya le hemos dado todas las vueltas posibles al asunto. Gracias.

  • G Truchuelo R says:

    Como te he dicho antes, te falta la base para entender el por qué de la propiedad o las formas de adquisición. Vete a la raíz; en este caso, el origen de los derechos.

  • Alberto says:

    ¿No me lees? ¿Qué te impide cerrar tu casa herméticamente y cobrar a la gente que entra por respirar alegando que el aire está en tu propiedad? Puedes decir que el que hay ahora es tuyo… Pero en unas horas lo habrás perdido completamente!

  • Anónimo says:

    Que exista esa denominación de adquisición de propiedad a mi modo de ver **no quiere decir nada**.

    Es decir, no afirmo que no sea válida (para algunos lo será, para otros tal vez no), sino simplemente que es tan válida como alguna otra denominación del derecho anglosajón, por ejemplo, o de una ideología política, filosófica, etc.

    Es como decir, que X está bien porque lo dijo Z o porque proviene de Ñ.

    Por otro lado, ¿ese derecho que dice cuando a alguien se le arrebata algo?, por ejemplo, desde el punto de vista legal, ¿los territorios que alguna vez fueron *propiedad* de los indígenas pueden formar parte de un estado moderno?

    Sobre lo último en tu penúltima intervención, ese es justamente mi *dilema*.

    Y sobre lo último. También comenté que existen bares de oxígenos… Pero, imagino que estas escribiendo desde tu hogar, trabajo, lugar público, etc, etc. Lugares en donde hay estructuras *afincadas* de un modo u otro al suelo… Muy bien. Alguna vez ese suelo le perteneció a alguien, o le pertenece a alguien (tal vez a ti, tal vez a un conjunto de personas). Muy bien. ¿El aire que respiras de quién es? Yo, por ejemplo, estoy en mi casa respirando y que yo sepa ese aire no tiene dueño. Sí, por ejemplo, la tierra en donde está puesto mi hogar. ¿Por qué esa tierra se vende y por qué ese aire no? Y eso juraría que se aplica a casi todas las construcciones en tierra firme.

  • G Truchuelo R says:

    PS, el aire de facto, se vende. Por ejemplo, en las profundidades del mar, donde no hay oxígeno… hay empresas que se dedican a vender bombonas de aire para los buceadores – hay escasez de éste en el mar…

  • G Truchuelo R says:

    Anónimo, te repito, existe una forma de adquisición de la propiedad denominada Occupatio. No sé de dónde sacas que es necesario ser el creador último de todos los materiales, elementos, etc.

    En cuanto a la propiedad, como derecho, es un tema muy básico para empezar a tratar cualquier tema posterior. Si te interesa, puedes empezar estudiando sobre los derechos del individuo y el origen de éstos, por ejemplo.

  • Anónimo says:

    Bueno, más allá del tema cómo se construyó ese lugar, con qué materiales, de dónde fueron sacados, como se formaron -que me animaría a afirmar con rotundidad no *desde cero*-, está el hecho de que, ¿*construí ese aire*? (bueno, aquí habría que responder sí o no, de que forma, si fue desde cero o no, etc.).

    Pero más allá de esos ejemplos, tal vez habría que preguntarnos por qué un elemento fundamental como la tierra se vende, regala, roba, etc., en cambio el aire, y más allá de los bancos de oxígenos, no.

  • Alberto says:

    Como apunte y sin querer meterme en la discusión: ¿Qué te impide construir una habitación hermética y cobrar a la gente por respirar en ella alegando que el aire es tuyo? O , simplemente, ¿qué no te permite cerrar un bote y decir que el aire de dentro es tuyo?

  • Anónimo says:

    Sr. Omingod:
    No trato de *buscar ni la tercera, cuarta, quinta, sexta, etc. pata al gato o a cualquier otro animal.

    Y por cierto, yo no insinúo que para poder hacer valer el derecho de, por ejemplo, vivir en una casa, la persona tendría que haber creado los materiales desde 0.

    Por otro lado, como que *no existe el concepto de no existe el concepto de “derechos” *.

    Por otro lado, ya que pones ejemplos. Si el señor X se instala en una isla deshabitada y llega el señor Z y dice que lo que hay en esa isla es también suya porque el señor X no construyó nada desde cero, ¿es válido su opinión? Tal vez el señor X le diga esto y lo otro, pero ¿por qué determinados conceptos son válidos y otros no?

    Por otro lado, mencionas el oxígeno o para ser más general *aire*. Bueno, ¿por qué la tierra se puede dividir y vender, regalar, etc. y el *aire no? Sí, pueden que existan bares de oxígeno pero hoy en día, el aire que respira, que yo respiro, que, diriía casi toda la humanidad respira, no lo hemos comprado ni tampoco regalado o robado. Me puedes decir que el aire es necesario para la vida y es por eso que no se vende, regala, compra, roba, etc. Bueno, también lo es el suelo que pisamos o en donde se asientan las construcciones. Sin la tierra no existiría el agua, los animales o los *elementos del reino vegetal*.

    ¿Entonces?

    Sr. G Truchuelo R

    Mi *premisa no es esa, es una pregunta*..
    Sobre el ejemplo que pones sobre el derecho romano, bueno, con ese criterio no existiría, tal vez, EE.UU. como lo conocemos hoy. Porque, ¿los estados que conforman hoy EE.UU. como fueron establecido? Bueno, creo que muchos ¿casi todos? fueron mediante la violencia. Y eso se puede aplicar a otras regiones del mundo.

    Por otro lado, si la madera, el hierro, etc. *no pertenece a nadie* y por eso uno lo puede tomar, ¿qué derecho le da a uno decir que porque tomó algo que no era suyo le pertenece? Claro, ahora puedes decir que, bien, no era de él, pero tampoco del vecino o de la persona que vive al otro lado del océano. Muy bien. ¿Y? ¿Eso justifica su accionar?

    Y, gracias por mencionar el oxígeno. Para ello me remito a mi anterior concepto sobre el mismo.

    Y ¿por qué tendría que existir el derecho a la propiedad? Y antes que alguien sugiera, diga, etc. que estoy en contra del mismo, aclaro que vivo en una casa, en la cual entran las personas que yo quiero y se van también las personas que yo quiero; escribo en un ordenador, que lo presto a las personas que yo quiero o incluso, si quiero, lo puedo donar, romper, etc.

    Entonces, ¿esa pregunta me hace un hipócrita? No lo creo, más bien, me hace una persona que no se considera que *tiene la razón* o la *verdad revelada*, como muchas religiones, *grupos ideológicos*, políticos, sociales sino que *la busca*.

    P.D.: Y gracias por la definición de derechos del individuo, la estudiaré con las decenas, ¿cientos? de definiciones similares de otras personas.

  • G Truchuelo R says:

    Partes de una línea de partida falsa: que la propiedad sólo puede ser adquirida mediante la creación.

    Existen varios modos de adquisición de la propiedad, y la “creación” no es una de ellas – cuando tu creas algo, previamente tenias la propiedad de los elementos implicados (por ejemplo, la madera de una silla).

    Si tu pregunta es: Y cómo adquiere uno el derecho sobre materiales, terrenos, u objetos abandonados/sin dueño? Mediante la Occupatio. La ocupación (occupatio) en Derecho romano se define como la aprehensión de una cosa que no pertenece a nadie (res nullius) con la intención de retenerla para sí como propia… Como ves, no ha sido creada por ti. Lo mismo sucede con la compraventa; imagina que compras una CocaCola por un determinado precio. Tu no has creado ese producto, y tampoco los materiales que lo conforman – sin embargo, adquieres su propiedad.

    Ten en cuenta que si partes de la premisa falsa de que la propiedad no tiene “inicio” y que sólo se adquiere mediante la creación:

    1 – entras en un bucle infinito, ya que empezarás por preguntarte quién ha creado el producto, pero, luego seguirás preguntándote quién ha creado los materiales usados, para luego seguir quién ha creado los elementos que conforman los materiales que forman tu producto, etc etc.

    2 – El derecho de propiedad no existiría, es más, no tendríamos ni siquiera a usar y disponer del oxigeno que respiramos, porque, según esa idea, no es nuestro, ni tenemos derecho a él, porque no lo hemos creado nosotros. Tampoco la comida, o el agua, o los elementos más básicos que nos conforman.

    Te sugiero que leas y entiendas qué son los derechos, y qué es exactamente el derecho de propiedad:

    “El derecho a la propiedad es un derecho a la acción, como todos los demás: no es el derecho a un objeto, sino a la acción y a las consecuencias de producir o conseguir ese objeto. No es la garantía de que un hombre vaya a obtener un bien específico, sino sólo una garantía de que será el propietario de ese bien si lo obtiene. Es el derecho a obtener, guardar, usar y disponer de valores materiales.”

    http://www.objetivismo.org/derechos-del-individuo/

  • Anónimo says:

    Gracias por responder a los dos 🙂

    Primera respuesta:
    Pero si ocupas un lugar, o sea que no lo creaste, entonces alguien puede decir que tiene el derecho moral de sacarte de allí e instalarse allí porque nadie creó esa zona.
    Otro tema diferente es la construcción que el antiguo ocupante edificó. Pero aquí también hay un *dilema*. Supongamos que es una cabaña de madera. Bueno, la madera la tuvo que sacar de algún lado, de un bosque por ejemplo. Bueno, ¿quién le dio el *derecho moral* a cortar esos árboles? El primer ocupante no *creó* los árboles; tal vez los haya plantado, pero con semillas que no fueron creadas por él, si no, tal vez, robadas, compradas, encontradas, etc., pero nuevamente estaríamos en el mismo *dilema* de la tierra. El *reino vegetal* estaba allí cuando *nació* el ser humano. Por otro lado, esa cabaña puede ser de concreto, pero para ello se tendría que haber utilizado elementos de la tierra, que nuevamente el ser humano no creó.

    Segunda respuesta:
    Pero, ¿qué derecho moral tiene alguien de edificar un resort, un hospital, un casino, una iglesia, un orfanato, un centro de acogida, una casa, etc., etc. en algo que evidentemente no construyó (suelo lunar) y pretender quedarse con ese lugar por siempre, o incluso venderlo, donarlo, rematarlo, etc.? Otro podría decir que tiene el mismo derecho moral a quedarse en ese lugar por ese mismo motivo. Y nuevamente, aquí se podría comentar lo que se edificó en ese lugar, y nuevamente nos encontraríamos en el mismo *dilema* que en la tierra. ¿Con qué materiales?, ¿con un *metal inventado*? Bueno, ¿cuál son sus materias primas?, ¿hierro, titanio, etc.? Bueno, esos elementos no fueron creados por el hombre.

    • Omingod says:

      jumoge@ Sigues buscándole los tres pies al gato. O eso, o necesitas entender mejor lo que significa “derecho”.

      No hay dilema en nada de lo que planteas, porque insinúas que, para poder vivir (respirar, coger frutos de la tierra o minerales, ocupar espacios, etc.), es el hombre quien tiene que haberlos creado. Nada más lejos de la realidad.

      Piensa en Robinson Crusoe, único habitante de una isla; él no ha creado nada de lo que existe, y todo lo que hay a su alrededor es *suyo* para usar y disfrutar. Además, no existe el concepto de “derechos”, porque no hay nadie más que tenga que entender y respetar su derecho a la vida y a la propiedad. Cuando llegue alguien más, tendrán que ponerse de acuerdo para poder vivir en paz, y eso es lo que da origen a los derechos individuales.

      Te sugiero leer más sobre el asunto. Hemos hablado de la luna, ahora de una isla desierta. En algún momento tendrás que abandonar la noción de que el único que tiene derechos es Dios, y que es éste quien se los tiene que “otorgar” a los hombres.

  • G Truchuelo R says:

    Existen varios modos de adquirir la propiedad. Según la duda que planteas podríamos estar refiriéndonos a la Ocupación, cuyos orígenes remontan al Ius Gentium romano.

    Es la forma más primaria e intuitiva de adquirir la propiedad: consiste en apoderarse de algo que no pertenece a nadie, (puede ser objeto de libre apropiación).

    Aunque en el mundo actual este método suele aplicarse exclusivamente a bienes muebles, seguramente, por su naturaleza, fué mediante el cual los primeros seres humanos se apropiaron de determinados terrenos; por ejemplo, una persona se instalaba en el borde de un río y termina construyendo una cabaña – y con el paso de un determinado tiempo, ese territorio “empieza” a ser de su propiedad.

    En cuanto a las naciones… ese es un buen debate, ya que en realidad tendríamos que definir qué es exactamente nación… y a quién pertenece de facto dicho terreno.

    La forma mas intuitiva sería pensar que un grupo de personas con sus respectivos territorios formaron una comunidad/ciudad estado, y el gobierno de turno limitó dicho terreno en un principio, relacionándolo con una bandera, etc. Un saludo

    • Omingod says:

      Para ayudar a resolver ese dilema en términos “prácticos”: Si eres el primero en llegar a la luna y montas allí un “resort” cercado, ese lugar que ocupas y mantienes es tu propiedad; puedes disfrutarlo sin límites, e incluso cobrarles el precio de admisión a los turistas que vayan a visitarte. Pero no eres dueño de toda la luna; alguien puede ir a otro cráter y montarse allí su propio chiringuito.

  • Anónimo says:

    Capaz que alguien me puede ayudar. Quisiera saber qué era lo que opinaba Rand acerca de la tierra.

    Me explico, quisiera saber qué opinión tenía acerca que un *conjunto de tierras* se llamara, EE.UU. Canadá, Brasil, Cuba, Argentina, etc. etc.

    Es decir, ¿quién le dio derecho a los señores tales y cuales a decir que de Z a H y de L a Ñ coordenadas, es EE.UU. Inglaterra, etc. etc.? Porque nadie inventó o desarrolló la tierra en lo que hoy en EE.UU., Cuba y los demás países. Claro, puede ser que lo hayan trabajado, etc., pero la Tierra estuvo antes de la llegada del ser humano actual o *ser humano antiguo*.

    Es lo mismo, con las personas. ¿Quién le dio derecho a las personas a edificar o trabajar x zona?, ¿otras personas? Bueno, si nos retrotraemos, ¿quién le dio permiso para *vender, alquilar* algo que no hicieron? Que yo sepa, nadie.

    Ese es mi ***dilema***.

  • @elPatalan says:

    Vaya por Rand tendré que pagar el libro que me descargué de Huerta de Soto a pesar de que ese señor sea “copiar no es robar” 😛

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Post
«
Next Post
»