Filosofía

La filosofía no es un lujo, sino una fuerza poderosa de la que nadie puede escapar, tan necesaria como el alimento. Todos tenemos una filosofía. ¿Cuál es la tuya?

Aplicación

Objetivismo es una filosofía práctica, que te dice cómo conocer el mundo y cómo actuar en tu vida diaria para conseguir tus objetivos y alcanzar tu felicidad.

Institución

Conoce los proyectos de Objetivismo Internacional, dedicada a promover la filosofía de Objetivismo en el mundo de habla hispana.

El ejército de un país libre tiene una gran responsabilidad: el derecho a usar la fuerza, pero no como instrumento de coacción y de conquista bruta – como han hecho los ejércitos de otros países en sus historias – sino sólo como instrumento para la defensa propia de una nación libre, lo que significa: la defensa de los derechos individuales del hombre.

Fue un europeo quien descubrió América, pero fueron los americanos de Estados Unidos los primeros en descubrir esta Tierra y el lugar adecuado del hombre en ella, y el potencial de felicidad del hombre, y el mundo que está ahí para ser conquistado por él.

"No quiero luchar por la gente, y no quiero luchar contra la gente; no quiero saber nada de la gente, quiero que me dejen tranquila. . . quiero vivir". — Kira Argounova [Los que Vivimos]

Cuando un hombre intenta tratar conmigo por la fuerza, le respondo – por la fuerza.

La *cuchilla de Rand*: [1] los conceptos no deben ser multiplicados más allá de lo necesario; y un corolario de eso es: y tampoco deben ser integrados más de lo necesario; [2] muestra tus premisas.

Quien proclama el "derecho" a "redistribuir" la riqueza producida por otros, está proclamando el "derecho" a tratar a seres humanos como esclavos.

Cuando los hombres tratan entre ellos por medio de la razón, la realidad es su norma objetiva y su marco de referencia.

La empalagosa preocupación actual por el débil, el deficiente, el que sufre, el culpable, es un tapujo para enmascarar el odio profundamente kantiano por el inocente, el fuerte, el capaz, el triunfador, el virtuoso, el seguro de sí mismo, el feliz.

-- "Yo nunca niego nada". (Francisco d´Anconia, Atlas Shrugged)

El capitalismo es el sistema de laissez-faire, no una mezcla de posiciones políticas opuestas como las que ahora rigen a Occidente. En un mercado libre no hay controles gubernamentales sobre la economía. Los hombres actúan e interactúan voluntariamente, basados en su elección individual y en el libre comercio.

El “deber” destruye la autoestima: no permite que haya un “yo” que pueda ser estimado.

El Renacimiento fue específicamente el renacimiento de la razón, la liberación de la mente del hombre, el triunfo de la racionalidad sobre el misticismo – un triunfo incierto e incompleto, pero apasionado, que llevó al nacimiento de la ciencia, del individualismo y de la libertad.

Si algunos hombres tienen un derecho a los productos del trabajo de otros, eso significa que esos otros están despojados de derechos y condenados a trabajos forzados.

Un *tema* [en literatura] es el resumen del significado abstracto de la novela.

¿Deben entonces los hombres resignarse a un escepticismo total? No, dice Kant, hay un medio de perforar la barrera entre el hombre y la existencia. Como a la razón, a la lógica y la ciencia se les niega el acceso a la realidad, la puerta queda ahora abierta para que los hombres aborden la realidad con un método diferente, un método no racional. La puerta queda ahora abierta para la fe. Siguiendo la pista de sus propias necesidades, los hombres están justificados en creer (por ejemplo, en Dios o en la otra vida), aunque no puedan demostrar la verdad de sus creencias. . . . “Por lo tanto”, escribe Kant, “he considerado necesario negar el conocimiento, para poder hacerle sitio a la fe“.