Contradicciones en la mente — por Ayn Rand

Archivado en: , , , 3 Comentarios

 

Las contradicciones no existen. Entonces, ¿qué ocurre dentro de una mente que mantiene una contradicción?

Deterioro mental.

La capacidad de un hombre de mantener contradicciones no significa que las contradicciones existan en la realidad; existen en la mente. Tienes que distinguir entre existencia y consciencia.

¿Qué ocurre en la realidad si intentas tener una contradicción? El típico ejemplo: dos objetos no pueden ocupar el mismo espacio al mismo tiempo. Puedes intentar desafiar eso haciendo que dos coches vayan uno contra el otro a alta velocidad. El resultado de esa contradicción que intentas es la destrucción. Lo mismo ocurre en una mente que mantiene contradicciones.

# # #

Fuente:

(del libro Ayn Rand answers, the best of her Q&A, sesión de preguntas y respuestas después de la sexta lección del curso “La Filosofía de Objetivismo” impartido por Leonard Peikoff, 1976).

# # #

definitivo ebooks 1

 

Publicado por: abril 26, 2013 12:03 am

3 Comentarios

3 Comentarios

3 respuesta a “Contradicciones en la mente — por Ayn Rand”

  • ruddy says:

    creo que la contradiccion es parte de las personas que se encuentran en constante crecimiento personal ya que no existen persona completamente cinseras, nos encontramos en una sociedad incapas de poder expresar todo lo que piensa, y con personas incapaces de aceptar, comprender o creer que existan sujetos completamente sinceros e integros en lo que expresan y sus acciones.

  • Jan says:

    No sé si este sea el mejor lugar para escribir lo siguiente, pero lo considero relacionado porque me he encontrado con una contradicción en mis principios y este artículo habla sobre contradicciones en la mente.

    Si alguien quiere suicidarse por X motivo, ¿uno tiene derecho de impedirlo privándolo de su libertad, o al comprender que cada quien es responsable y dueño de su vida, respetar su decisión?

    Influye en qué significa esa persona para ti, si es familiar, amigo o amante en vez de un desconocido. Difícilmente dejaría que alguien importante para mi se suicide, pero también respeto el derecho de las personas en hacer con sus vidas lo que deseen siempre que no violen los derechos de otros.

    Aquí se contraponen dos de mis principios (que he adoptado gracias a Objetivismo):

    1-Actuar de acuerdo a mi interés personal.
    2-La vida de los demás no me pertenecen. Que es derivado de “Cada hombre es dueño de su propia vida”.

    Al evitar que se suicide, actúo conforme el principio 1, pero estaré contradiciendo el principio 2 y viceversa.

    La respuesta que encuentro es no impedirlo (que sería privarlo de su libertad encerrándolo en un psiquiátrico), pero sí pedirle en nombre de nuestro lazo que me de una oportunidad de hablar con él y comprenderlo. Pero en caso de alguna psicopatología que necesite atención psiquiátrica, ¿es válido privar de la libertad a dicha persona? porque su juicio estaría nublado y no sería capaz de tomar decisiones racionales. Si no está en su sano juicio, veo oportuno intervenir pues respetaría el suicidio si hay una razón (enfermedad terminal, perder un miembro, etc) por parte de esa persona, es comprensible y aunque duela, despedirme y dejarle tranquilo. ¿Qué piensan sobre ello?

  • Omingod says:

    Adán, tu comentario ha sido truncado porque además de pasarse del límite, es absolutamente *ininteligible*. El párrafo inicial, el único que he dejado, es una muestra de la forma tan imprecisa y descuidada con que tratas las ideas, y de ahí va a peor.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Post
«
Next Post
»