Objetivismo.org

La Esencia de la Educación – por Ayn Rand

Entrevistador: ¿Cuál es la esencia de la educación?

Ayn Rand: Educación significa desarrollar la mente del hombre para permitirle lidiar con los hechos de la realidad. En todas las especies vivientes, a los pequeños hay que enseñarles sus medios de supervivencia, lo que hacen los mayores. Si alguna vez has observado a los gatos o a los pájaros, verás que la madre le enseña a los gatitos a cazar o a los pájaros a volar. En cada especie – al menos entre los animales más desarrollados – los padres les enseñan a los hijos las habilidades específicas necesarias para su supervivencia. Este proceso ciertamente se aplica a un ser humano, cuyos medios de supervivencia son los más complejos, y también son volitivos.

La herramienta básica de supervivencia del hombre es su mente, su facultad racional. Para llegar a ser un completo adulto y subrevivir por sí mismo, un individuo necesita dos cosas: un conocimiento de los hechos (por lo menos hasta el nivel adquirido por sus mayores) y, aún más importante, el conocimiento de cómo usar su mente para adquirir más hechos. El hombre es la única especie capaz de transmitir y expandir su conocimiento de generación a generación. Los animales pueden transmitirles a sus pequeños solamente las habilidades con los que han sido dotados por la naturaleza; no pueden transmitir conocimiento. El hombre sí que puede.

La cuestión crucial es cómo el hombre adquiere conocimiento. No sabe automáticamente lo que es verdadero o falso. No sabe automáticamente cómo validar sus conclusiones haciendo que se correspondan con los hechos de la realidad. La habilidad de adquirir conocimiento – lo que significa: de razonar – no es innata. El hombre nace sólo con la capacidad de pensar, pero tiene que descubrir cómo usar esa capacidad. Tiene que descubrir las leyes de la lógica, las leyes a través de las cuales puede validar su conocimiento y determinar lo que es verdad. El objetivo básico de la educación, empezando con el niño pequeño y acabando en la universidad, es entrenar al joven a usar su mente. Hay que darle ciertos hechos fundamentales que la humanidad ya ha adquirido, para que no tenga que empezar desde cero como un salvaje en la selva. Pero, por encima de todo, hay que enseñarle cómo adquirir conocimiento. Cuando un hombre acaba la universidad, por lo tanto, debe tener el conocimiento básico en el campo específico en el que se está especializando, y debe saber cómo extender ese conocimiento. Debe saber cómo pensar.

Es en esto precisamente en lo que la educación moderna ha fallado estrepitosamente. No sólo no le proporciona al estudiante los hechos básicos, sino que está diseñada – casi como si hiciera de forma deliberada – a negar su capacidad de pensar. Si los jóvenes de hoy no son neuróticos cuando entran en la universidad, tienen una buena probabilidad de serlo cuando salen de ella. Toda esa tendencia anti-racional en la filosofía de la educación está diseñada para paralizar la mente conceptual del hombre.

Entrevistador: ¿Cree usted que los objetivos de la educación, como usted ha esbozado, pueden ser logrados en un sistema de educación pública?

Ayn Rand: No, no pueden. Los Objetivistas se oponen totalmente a la educación pública y a cualquier otra forma de actividad pública impuesta por la fuerza. El estado actual de nuestras escuelas públicas es una indicación de por qué el uso de la fuerza es tan desastroso.

Puede haber, desde luego, algunas excepciones en escuelas específicas, pero como sistema, la educación pública inculca conformidad social y obediencia, no independencia. Cuando la educación está en manos del Estado, entonces los profesores, para poder ser honestos, tendrán que apoyar el sistema para el cual trabajan. Tendrán una tendencia a aprobar las ideas del estatismo, de obediencia al estado. Spinoza fue quien hizo una observación idéntica sobre las escuelas administradas por el Estado.

Sólo un sistema privado puede inculcar la razón. En las escuelas privadas – igual que en todas las iniciativas privadas – se enfatiza la idea de independencia, de valerse por sí mismo, de racionalidad. De nuevo, puede que haya excepciones entre profesores específicos, pero a esto es a lo que conduce la educación privada, por su naturaleza.

avatar
8 Hilo de comentarios
3 Hilo de respuestas
0 Seguidores
 
Comentario con más reacciones
Hilo con más emociones
3 Autores de comentarios
JulitoAlphaColumbiaOmingodLa educación pública inculca conformidad social y obediencia | REVISTA JUPITER Autores de comentarios recientes
  Suscríbete  
Informarme de
Julito
Julito

Es cierto, primero van las personas, que se reúnen, se desplazan, etc… Creo que me has entendido mal o lo he expresado mal. No hablo de carreteras en sí (es decir, de vías que atraviesan terrenos), hablo concretamente de ciudades,… Leer más »

AlphaColumbia
AlphaColumbia

Julito, tendrías razón si no invirtieses causa/consecuencia. Lo primero que surge es la gente, las asentaciones, los movimientos de población.. y, como consecuencia, surge la necesidad de construir carreteras. Lo que tu propones es que primero se construyen las carreteras,… Leer más »

Julito
Julito

Y además, en una ciudadanía, a pesar de que los ciudadanos tuvieran que pagar, sus propiedades privadas habrían de estar protegidas (igual que yo pago por ser socio de un club, pero el club no toca nada mío fuera de… Leer más »

Ayn Rand

No hay diferencia entre comunismo y socialismo, excepto en la forma de conseguir el mismo objetivo final. El comunismo propone esclavizar al hombre por la fuerza; el socialismo, por el voto. Es simplemente la diferencia entre asesinato y suicidio.

Objetivismo por temas

Glosario

Objetivismo en Facebook

Ayn Rand: Filosofía, Razón y Emociones

Objetivismo explicado en 2 minutos

Más visitadas